Mundo

La NASA canceló el lanzamiento de la nueva misión a la Luna

Se detectaron problemas técnicos en un motor principal. Esta misión va sin tripulantes, la siguiente será con astronautas y la tercera tendrá como objetivo alunizar. La posible fecha de despegue de la misión no tripulada Artemis, es el viernes 2 de septiembre.

Cincuenta años después del último vuelo de Apollo, la misión Artemis 1 marcará el lanzamiento del programa estadounidense para volver a la Luna, y luego podría permitir ir a Marte a bordo de la misma nave. Este es el cohete más poderoso jamás construido para una misión de seis semanas en el espacio.

La cápsula Orion, no tripulada, será puesta en órbita alrededor de la Luna para asegurarse confiabilidad para los futuros astronautas, entre ellos la primera mujer y la primera persona negra en pisar la superficie lunar.

Cuando se pueda hacer el lanzamiento, el plan de vuelo es que dos minutos después del despegue los propulsores regresarán a la Tierra para caer en el Atlántico. Ocho minutos después, el segmento principal se separará y aproximadamente una hora y media después, un último impulso enviará la cápsula rumbo a la Luna, adonde tardará varios días en arribar.

Asistirá al acto de lanzamiento la vicepresidenta estadounidense, Kamala Harris y participarán cerca de 200.000 personas

El objetivo principal de la misión es probar el escudo térmico de la cápsula, que a su regreso a la atmósfera terrestre a una velocidad de 40.000 km/h deberá soportar un calor equivalente a la mitad de la temperatura del sol. A bordo de la nave, en vez de astronautas, habrá maniquíes equipados con sensores para registrar las vibraciones y niveles de radiación. Además se desplegarán microsatélites para estudiar la Luna o incluso asteroides, en tanto cámaras a bordo registrarán cada momento de la misión de 42 días.

La cápsula viajará 64.000 km más allá de la Luna, la mayor distancia que haya alcanzado una nave adaptada para alojar tripulación. Un fracaso en la misión sería devastador para un cohete que costó 4.100 millones de dólares y que lleva varios años de retraso, pues el Congreso la había programado inicialmente para 2017.

 

Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir Arriba